Presentada en Cámara una línea de 200.000 euros para impulsar el comercio electrónico (21/04/2016)


La Cámara de Comercio de Mallorca ha acogido, el pasado miércoles, la presentación de una línea de ayudas de 200.000 euros dirigida al pequeño comercio que quiera crear una plataforma individual de comercio electrónico en el marco del programa "iComerç, innovación y proximidad", cuya convocatoria será pública próximamente. El acto ha estado presidido por el conseller de Trabajo, Comercio e Industria, Iago Negueruela, acompañado de la directora general de Comercio y Empresa, Pilar Sansó, y ha contado con la asistencia del presidente de Afedeco, Rafel Ballester; el presidente de la Confederación Balear de Comercio, Pau Bellinfante, y representantes de Pimeco, además del presidente de la Cámara de Comercio, José Luis Roses.

Las ayudas, que serán de hasta 4.000 euros y subvencionarán el 50% de la inversión de la empresa, estrán dirigidas a establecimientos comerciales ya existentes, de venta presencial, con menos de 10 trabajadores y establecidos en las islas, que implanten por primera vez un canal de comercio electrónico y quieran incrementar los clientes potenciales y sus ventas a través del uso de las nuevas tecnologías.

El objetivo es impulsar la modernización de comercio balear mediante la innovación, el marketing digital y las redes sociales, superando las barreras geográficas y adaptando el negocio a las nuevas tendencias de consumo, potenciando los canales de distribución y de venta online.

El programa de innovación del comercio de proximidad dispone de un millón de euros de presupuesto y ha sido impulsado por la Direcció General de Comercio y Empresa de la Conselleria de Trabajo, Comercio e Industria, con la colaboración de las patronales del comercio de las islas (AFEDECO, PIMECO, Confederación Balear de Comercio, ASCOME y PIMEEF).

Líneas de actuación

La implantación de las nuevas tecnologías en el comercio es uno de los ejes más innovadores del programa. Se trata de abrir una plataforma web genérica, basada en software abierto, que ofrecerá una cartera de servicios como la geolocalización del comercio, una ficha descriptiva, servicios que ofrece a los clientes, ofertas y promociones, buscador de comercios, conexión en las redes sociales...

En este sentido, una de las novedades es el uso de una aplicación para móviles para que el comercio pueda hacer uso del marketing de proximidad mediante un servicio eficiente de notificaciones.

Por otra parte, la formación también se presenta como un elemento primordial del programa con la realización de cursos de iluminación, escaparatismo, redes sociales, o tendencias de consumo, una línea que se refuerza con la realización de acciones formativas en materia de nuevas tecnologías y marketing digital.

Otros aspectos del programa iComerç son el fomento de la cooperación comercial, potenciando el asociacionismo y la elaboración de campañas conjuntas de fidelización; el establecimiento de la imagen competitiva de los comercios y del municipio y una nueva definición de la gestión para cada comercio. Finalmente, iComerç también prevé la posibilidad de diseñar planes estratégicos para los mercados municipales y realizar propuestas de mejora de infraestructuras y urbanismo comercial.

Una de las particularidades más innovadoras de iComerç es el enfoque multidisciplinar, ya que participan diferentes administraciones (Govern balear, consells insulares y ayuntamientos), agrupaciones de comerciantes, agrupaciones de restauradores, y diversos colectivos profesionales como son arquitectos, diseñadores, consultores, formadores...

Fuente: CAIB (www.caib.es)