El sector náutico defiende un puerto adecuado a las necesidades de la ciudad

Más de 150 personas han asistido a la presentación y debate del Plan Director de Infraestructuras del puerto de Palma

Palma de Mallorca, 25 de febrero de 2015.-
El presidente de la Cámara de Comercio de Mallorca, José Luis Roses, ha reivindicado una reforma portuaria en consonancia con las necesidades de la isla, mediante “inversiones racionales” y teniendo en cuenta las previsiones de desarrollo de la ciudad, una premisa que se ha repetido en reiteradas ocasiones durante la presentación y posterior debate de la propuesta del Plan Director de Infraestructuras del puerto de Palma. Más de 150 personas han acudido, la tarde del 25 de febrero, al acto organizado por la Cámara de Mallorca y la Autoridad Portuaria de Baleares (APB) en la sede cameral.

El presidente de la APB, Alberto Pons, ha animado a todos los agentes implicados a llegar a un consenso sobre el cual fijar las bases de ordenación, “independientemente de colores políticos”. Asimismo, ha destacado la apuesta por un proyecto “por y para el ciudadano y por y para el puerto” que esté “a la altura de las necesidades”. En la misma línea, el director de la entidad, Juan Carlos Plaza, ha explicado que la propuesta busca un crecimiento del puerto según “las necesidades existentes y las que puedan surgir a largo plazo”.

Por su parte, el regidor del Área de Urbanismo del Ayuntamiento de Palma, Jesús Valls, ha incidido en la importancia de alcanzar “un planteamiento pluridisciplinar y pluripragmático” que garantice la perdurabilidad del proyecto en el tiempo, “teniendo en cuenta los intereses de la ciudad y protegiendo el interés general”.

En el plano técnico, el decano del Colegio Oficial de Arquitectos de Baleares, Joan Morey, y el secretario territorial del Colegio Oficial de Ingenieros Navales y Oceánicos de Baleares, Francisco Sastre, han pedido una reordenación de las infraestructuras actuales, evitando construir una nueva dársena exterior. Mientras, el decano del Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de Baleares, Juan A. Esteban, ha reflexionado sobre los “problemas políticos y medioambientales” que la propuesta pueda generar, sin olvidar que “es fundamental llegar a un consenso”.

Los representantes del sector empresarial han coincidido con el resto de ponentes en rechazar un gran centro comercial en la zona y señalar la importancia de mantener “la calidad y la seguridad en las líneas regulares”, tal y como ha dicho el delegado territorial de Transmediterránea, Antoni Mercant.

En el turno del presidente de Latinmar, Antoni Riera, este ha resaltado la movilidad en las inmediaciones portuarias, un factor que “debe ser planificado” y por el cual “no se puede perder ni un metro de superficie”. Otro punto destacado ha radicado en “los cambios cualitativos y cuantitativos del sector de mantenimiento y reparación de embarcaciones”, el cual genera empleo y riqueza y debe ser tenido en cuenta, según ha subrayado el consejero delegado de Servicios Técnicos Portuarios (STP), José María Campuzano.

La mesa de usuarios del puerto de Palma ha concluido con la intervención del gerente de la Asociación de Clubes Náuticos de Baleares, Rafael Palmer, quien ha analizado el “gran impacto turístico y de promoción” que la náutica deportiva supone para la isla y la necesidad de “facilitar su acceso al puerto”.

La jornada ha finalizado con un turno de conclusiones y debate a cargo de los presentadores de las mesas, el presidente de la APB, el de la Cámara de Mallorca, el de la Asociación Patronal de Empresarios de Actividades Marítimas de Baleares (APEAM), Miquel Puigserver, y del capitán marítimo de Palma, José Escalas.



Enlaces relacionados
Presentación de la APB

Imagenes