Formación Profesional Dual, la gran oportunidad laboral

Opinión: Cristina Juliá

Entre las diferentes iniciativas que se desarrollan en el ámbito de la UE, dadas las tasas de desempleo y abandono de los estudios en nuestro país y en nuestra isla, en particular, la Cámara de Comercio de Mallorca considera esencial poner especial énfasis en las que promueven la cualificación profesional y el empleo de los jóvenes.

 

Las Cámaras de Comercio participan en los modelos de Formación Profesional Dual de diferentes países europeos, que básicamente consisten en que los jóvenes estudian y trabajan durante su periodo de aprendizaje. Se trata de un proceso para formar a los jóvenes en oficios y profesiones en el que intervienen de forma coordinada un centro educativo y una empresa, un modelo de éxito en la UE. El alumno recibe una formación práctica en la empresa que se complementa con la formación teórica. En la empresa se apoya en un tutor, tiene un contrato y está de alta en la seguridad social, cobrando un salario. El tutor del centro educativo supervisa todo el proceso y es una pieza clave. 

 

Esta entrada temprana en el mercado laboral de jóvenes no cualificados tiene como consecuencia la adquisición de unas competencias básicas para la adaptación al mercado laboral. El joven establece una relación contractual que exige que despliegue otras capacidades todavía latentes: responsabilidad, toma de decisiones, relación con el equipo de trabajo, control de sus emociones y otras, que le preparan para la vida adulta, le sitúan en el entorno real de trabajo para el que se está preparando.

 

Desde la Cámara hemos desplegado durante dos años, a solicitud de la Conselleria d'Educació, Cultura i Universitats, un proceso de información a las empresas y de análisis del sistema dual con una buena acogida por el entorno productivo. Grandes y pequeñas empresas han apostado por la formación de los aprendices. Hay interés empresarial por uncambio de modelo, por participar en la formación de los nuevos trabajadores y por mejorar el modelo educativo. También se espera por parte de las empresas un esfuerzo de la administración educativa para que la formación sea de calidad, los contenidos se adapten a sus necesidades y el modelo dual sea flexible y sostenible.

 

Según el Informe “Formación Profesional dual e inserción laboral en el área del euro”del Boletín Económico del Banco de España (febrero-2014), el diseño de la formación profesional y el peso de los sistemas duales son factores a considerar cuando se analizan las diferencias entre las tasas de empleo juvenil dentro de la UE. En Alemania y Austria la tasa es ligeramente superior al 8% y en España se ha acercado al 55%. Factores, claro está, como cita dicho informe, que se suman al efecto del ciclo económico y a otrosestructurales, como las políticas adoptadas en esta materia por cada uno de los países.

 

Ahora, en la recta final de la fase experimental en Mallorca, tenemos la oportunidad de diseñar un sistema de formación profesional dual adaptado a nuestro mercado laboral. La decisión del Govern de apostar por un nuevo sistema, cuando la situación económica no favorecía el éxito, ha sido valiente, pero lo más difícil queda por hacer: consolidar las buenas prácticas desarrolladas, evaluar el proceso, revisar lo que sea necesario, invertir en el proyecto, formar a los agentes participantes, reforzarlo y darlo a conocer, en definitiva, liderarlo y apostar por el futuro de un sistema que impulsan todos los programas europeos ligados a la educación, la formación y la juventud.

 

La colaboración público-privada ha puesto sobre la mesa 83 contratos de trabajo de duración entre doce y dieciséis meses y 8 grupos experimentales de formación profesional dual. Desarrollo de Aplicaciones Web, Administración y Finanzas, Cocina y Gastronomía, Servicios en Restauración, Electricidad e Instalaciones Automáticas y Carrocería son los primeros ejemplos de titulaciones en modalidad dual en las Islas desarrollados por cinco centros públicos implicados.

 

Los artículos 165 y 166 del Tratado de Funcionamiento de la UE se refieren a que los programas en favor de la educación, la formación y la juventud son fundamentales en una economía del conocimiento, ya que una población cualificada y adaptable es la base delcrecimiento y el empleo. Éste es el objetivo que todos deseamos: promover que los jóvenes estudien y trabajen, combatir el abandono escolar e impulsar oportunidades de empleo.



Cristina Juliá Benique
Directora de Formación
Departamento de Estudios y Formación de la Cámara de Mallorca

 



Enlaces relacionados
La Cámara de Mallorca ayuda a más de 80 jóvenes a completar su formación en empresas de la isla